Somos un país loco por el deporte, pero para el tiempo más largo, solamente seguimos nuestros propios deportes.


somos-país-loco-deporte-más-seguimos-nuestros-propios-deportes
paíslocodeportemsseguimosnuestrospropiosdeportesun paíspaís locoloco porel deportetiempo másmás largosolamente seguimosseguimos nuestrosnuestros propiospropios deportessomos un paísun país locopaís loco porloco por elpor el deporteel tiempo mástiempo más largosolamente seguimos nuestrosseguimos nuestros propiosnuestros propios deportessomos un país locoun país loco porpaís loco por elloco por el deportepara el tiempo másel tiempo más largosolamente seguimos nuestros propiosseguimos nuestros propios deportessomos un país loco porun país loco por elpaís loco por el deportepero para el tiempo máspara el tiempo más largosolamente seguimos nuestros propios deportes

El teatro de la vida, nos lleva a la aclaratoria de que todos somos más intérpretes que dolientes; pues llenos de un desespero, cargado de miles de problemas, angustiados con insolubles situaciones drásticas, quejumbrosos por molestias y dolores por sentir. viene el tiempo y nos demuestra que hemos sobrevivido a todo ello. y al final, cuando nos debemos medir. encontramos que seguimos siendo lo que fuimos y de que seguimos estando aquí.A veces hay que mirar más allá de nuestros propios patios traseros para darse cuenta de lo grande que es el mundo y lo bendecidos que somos.No somos nada distintos de el otro en muchos aspectos pero seguimos viendo solamente que ese otro es distinto; básicamente pensamos que es el otro; un ente ajeno a mí, distante y diferenciado.Todos somos simplemente humana con nuestros propios errores únicos, pero la vida no es acerca de los errores que hacen, es qué medidas tomar para rectificarlos.Existen múltiples caras de todos nosotros. Lo que somos, y que podríamos ser si seguimos nuestros sueños.El deporte puede unir al pueblo iraquí - no hay sunitas, chiítas, no solo el deporte para el país.