Rechazamos el cariño y la intimidad con la gente, como si esperásemos un cariño y una intimidad mejores que están por llegar. Pero ¿de dónde y cuándo? Mañana será cómo hoy. Malgastamos la vida mientras nos preparamos para vivir.


rechazamos-cariño-y-intimidad-gente-esperásemos-cariño-y-intimidad-mejores-que-están-llegar-pero-dónde-y-cuándo-mañana-á-cómo-hoy
ralph waldo emersonrechazamoscariñointimidadgenteespersemosmejoresqueestnllegardedóndecundomañanasercómohoymalgastamosvidapreparamosvivirrechazamos elel cariñocariño yla intimidadintimidad conla gentesi esperásemosesperásemos unun cariñocariño yuna intimidadintimidad mejoresmejores queque estánestán por¿de dóndedónde yy cuándomañana seráserá cómocómo hoymalgastamos lala vidavida mientrasnos preparamospreparamos parapara vivirrechazamos el cariñoel cariño ycariño y lay la intimidadla intimidad conintimidad con lacon la gentecomo si esperásemossi esperásemos unesperásemos un cariñoun cariño ycariño y unay una intimidaduna intimidad mejoresintimidad mejores quemejores que estánque están porestán por llegarpero ¿de dónde¿de dónde ydónde y cuándomañana será cómoserá cómo hoymalgastamos la vidala vida mientrasvida mientras nosmientras nos preparamosnos preparamos parapreparamos para vivir

Cuando aprendemos de la experiencia, las cicatrices del pecado nos pueden llevar a la restauración y una intimidad renovada con Dios.
cuando-aprendemos-experiencia-cicatrices-del-pecado-llevar-a-restauración-y-intimidad-renovada-dios