Quien mira demasiado las cosas ajenas no disfruta las propias.


quien-mira-demasiado-cosas-ajenas-no-disfruta-propias
ralph waldo emersonmirademasiadocosasajenasnodisfrutapropiasquien miramira demasiadodemasiado laslas cosascosas ajenasajenas nono disfrutadisfruta laslas propiasquien mira demasiadomira demasiado lasdemasiado las cosaslas cosas ajenascosas ajenas noajenas no disfrutano disfruta lasdisfruta las propiasquien mira demasiado lasmira demasiado las cosasdemasiado las cosas ajenaslas cosas ajenas nocosas ajenas no disfrutaajenas no disfruta lasno disfruta las propiasquien mira demasiado las cosasmira demasiado las cosas ajenasdemasiado las cosas ajenas nolas cosas ajenas no disfrutacosas ajenas no disfruta lasajenas no disfruta las propias

Vive tu vida como si subieras una montaña. De vez en cuando mira hacia tu alrededor y admira las cosas bellas en el camino. Sube despacio, firme y disfruta cada momento hasta llegar a la cumbre.
vive-tu-vida-subieras-montaña-de-vez-mira-hacia-tu-alrededor-y-admira-cosas-bellas-camino-sube-despacio-firme-y-disfruta-momento-hasta
A menudo agregamos a nuestro dolor y sufrimiento por ser demasiado sensibles, reaccionando de forma exagerada a las cosas de menor importancia, y, a veces tomando las cosas demasiado personalmente. -Vikas Runwal
a-menudo-agregamos-a-nuestro-dolor-y-sufrimiento-demasiado-sensibles-reaccionando-forma-exagerada-a-cosas-menor-importancia-y-a-veces-tomando