Nada hay que tanto aproveche como no perder el sosiego, y hablar muy poco con los demás y mucho consigo mismo.


nada-hay-que-tanto-aproveche-no-perder-sosiego-y-hablar-poco-demás-y-mucho-mismo
sénecanadahayquetantoaprovechenoperdersosiegohablarpocodemsmuchomismonada hayhay queque tantotanto aprovecheaproveche comocomo nono perderperder elel sosiegoy hablarhablar muymuy pocopoco conlos demásdemás yy muchomucho consigoconsigo mismonada hay quehay que tantoque tanto aprovechetanto aproveche comoaproveche como nocomo no perderno perder elperder el sosiegoy hablar muyhablar muy pocomuy poco conpoco con loscon los demáslos demás ydemás y muchoy mucho consigomucho consigo mismonada hay que tantohay que tanto aprovecheque tanto aproveche comotanto aproveche como noaproveche como no perdercomo no perder elno perder el sosiegoy hablar muy pocohablar muy poco conmuy poco con lospoco con los demáscon los demás ylos demás y muchodemás y mucho consigoy mucho consigo mismonada hay que tanto aprovechehay que tanto aproveche comoque tanto aproveche como notanto aproveche como no perderaproveche como no perder elcomo no perder el sosiegoy hablar muy poco conhablar muy poco con losmuy poco con los demáspoco con los demás ycon los demás y mucholos demás y mucho consigodemás y mucho consigo mismo

El que requiere mucho de sí mismo y muy poco de los demás, se mantendrá a sí mismo de ser el objeto de resentimiento.Los argumentos que había aducido eran que hablar era propio de las mujeres, que intentaría moderarme un poco, pero que lo más probable era que la costumbre de hablar no se me quitara nunca, ya que mi madre hablaba tanto cómo yo, si no más, y que los rasgos hereditarios eran muy difíciles de cambiar.Lo que el otro piense de ti no te define; tú eres tú por ti mismo. ¡al diablo los demás! tú vive tu vida como a ti te parezca, como te plazca más; y olvídate de lo que los demás opinen de ti. así te matara esa persona, eso no tiene nada que ver con lo que tú eres, con lo que vales.Exígete mucho a ti mismo y espera poco de los demás. así te ahorrarás disgustos.Exige mucho a ti mismo y espera poco de los demás. así te ahorrarás disgustos.Exígete mucho a ti mismo y espera poco de los demás. Así te ahorrarás disgustos