La verdadera conversión es dejar de mirar los propios intereses para mirar los de Cristo Jesús.


la-verdadera-conversión-dejar-mirar-propios-intereses-mirar-cristo-jesús
verdaderaconversióndejarmirarpropiosinteresescristojesúsla verdaderaverdadera conversiónconversión eses dejardejar dede mirarmirar loslos propiospropios interesesintereses parapara mirarmirar losde cristocristo jesúsla verdadera conversiónverdadera conversión esconversión es dejares dejar dedejar de mirarde mirar losmirar los propioslos propios interesespropios intereses paraintereses para mirarpara mirar losmirar los delos de cristode cristo jesúsla verdadera conversión esverdadera conversión es dejarconversión es dejar dees dejar de mirardejar de mirar losde mirar los propiosmirar los propios intereseslos propios intereses parapropios intereses para mirarintereses para mirar lospara mirar los demirar los de cristolos de cristo jesúsla verdadera conversión es dejarverdadera conversión es dejar deconversión es dejar de mirares dejar de mirar losdejar de mirar los propiosde mirar los propios interesesmirar los propios intereses paralos propios intereses para mirarpropios intereses para mirar losintereses para mirar los depara mirar los de cristomirar los de cristo jesús

Deberíamos dejar de ser tan mirones y en vez de mirar tanto para afuera dedicarnos más a mirar en el interior.Los sindicatos de docentes son un grupo de interés que actúa en defensa de sus propios intereses, lo que significa los intereses de los patrones del sindicato, no los miembros.Como predicadores del Evangelio de Jesús, no espere que los honores: estas Cristo Jesús ni la tomó para sí mismo, ni dio a sus discípulos.Nunca se sabrá el dolor hasta que mirar a los ojos de la persona que amas y mirar hacia otro lado.Youll nunca sabe el dolor hasta que mirar a los ojos de un ser querido, y mirar hacia otro lado.Si el amor te duele mirar hacia atrás, asusta a mirar hacia el futuro, con tan sólo mirar al lado... Voy a estar allí!