La libertad se extiende sólo hasta los límites de nuestra conciencia.


la-libertad-se-extiende-só-hasta-límites-nuestra-conciencia
carl junglibertadseextiendesólohastalímitesnuestraconcienciala libertadlibertad sese extiendeextiende sólosólo hastahasta loslos límiteslímites dede nuestranuestra concienciala libertad selibertad se extiendese extiende sóloextiende sólo hastasólo hasta loshasta los límiteslos límites delímites de nuestrade nuestra concienciala libertad se extiendelibertad se extiende sólose extiende sólo hastaextiende sólo hasta lossólo hasta los límiteshasta los límites delos límites de nuestralímites de nuestra concienciala libertad se extiende sólolibertad se extiende sólo hastase extiende sólo hasta losextiende sólo hasta los límitessólo hasta los límites dehasta los límites de nuestralos límites de nuestra conciencia

No sé qué es lo que enciende y a la vez sofoca mi ansia por vivir: si es la conciencia de mis límites o son los límites de mi conciencia.El amor no tiene límites, se extiende hasta el infinito. Es como un paseo eterno y siempre sin puntos de descanso en el medio.Solo esta libertad nos conceden los dioses: someternos a su dominio por voluntad nuestra. Más vale que así lo hagamos porque solo en la ilusión de la libertad, la libertad existe.La libertad de conciencia se entiende hoy día, no sólo como la libertad de creer lo que uno quiera, sino también de poder propagar esa creenciaLa libertad de conciencia se entiende hoy día, no sólo como la libertad de creer lo que uno quiera, sino también de poder propagar esa creencia.No hay límites para nuestro futuro si no nos ponemos límites a nuestra gente.