El que desea adorar a Dios debe albergar ilusiones infantiles sobre el asunto, pero con valentía renunciar a su libertad y la humanidad


el-que-desea-adorar-a-dios-debe-albergar-ilusiones-infantiles-asunto-valentía-renunciar-a-libertad-y-humanidad
mikhail bakuninquedeseaadorardiosdebealbergarilusionesinfantilesasuntovalentíarenunciarlibertadhumanidadel queque deseadesea adorardios debedebe albergaralbergar ilusionesilusiones infantilesinfantiles sobreel asuntocon valentíavalentía renunciarsu libertadlibertad yla humanidadel que deseaque desea adoraradorar a diosa dios debedios debe albergardebe albergar ilusionesalbergar ilusiones infantilesilusiones infantiles sobreinfantiles sobre elsobre el asuntopero con valentíacon valentía renunciarrenunciar a sua su libertadsu libertad ylibertad y lay la humanidadel que desea adorardesea adorar a diosadorar a dios debea dios debe albergardios debe albergar ilusionesdebe albergar ilusiones infantilesalbergar ilusiones infantiles sobreilusiones infantiles sobre elinfantiles sobre el asuntopero con valentía renunciarvalentía renunciar a surenunciar a su libertada su libertad ysu libertad y lalibertad y la humanidadque desea adorar a diosdesea adorar a dios debeadorar a dios debe albergara dios debe albergar ilusionesdios debe albergar ilusiones infantilesdebe albergar ilusiones infantiles sobrealbergar ilusiones infantiles sobre elilusiones infantiles sobre el asuntocon valentía renunciar a suvalentía renunciar a su libertadrenunciar a su libertad ya su libertad y lasu libertad y la humanidad

Renunciar a nuestra libertad es renunciar a nuestra calidad de hombres, y con esto a todos los deberes de la humanidad.Renunciar a nuestra libertad es renunciar a nuestra calidad de hombres, y con esto a todos los deberes de la humanidadEl matrimonio no es un asunto de un día, que es el asunto de toda la vida y no debe involucrarse con el amor a primera vista.No creo que la valentía es sobre la piel. Valentía se trata de una voluntad de mostrar la necesidad emocional.Adorar a Dios se lleva a cabo no sólo con nuestras palabras de alabanza en la iglesia el domingo por la mañana, pero con nuestras acciones de amor el resto de la semana.Pascua nos recuerda sobre el amor que nunca termina de Dios por nosotros. Hagamos todo elogio juntos y adorar a Dios por sus bendiciones sin fin. Tener una bendita Pascua.